14 C
San Luis Potosí
spot_img

TRAZOS Y SOMBRAS

spot_img

Entérate

Últimas Noticias

lunes, abril 22, 2024

El enemigo a vender es el PRI, ¿Será?

A pesar de que a nivel nacional existen los acuerdos y los amarres políticos para avanzar rumbo al 2018 con la conformación de un Frente Ciudadano Opositor entre el PAN y el PRD, en San Luis Potosí esa posibilidad de alianza se volvió más remota y en la práctica literalmente imposible por la simple razón de que no existen las condiciones favorables para materializar la idea.

Y no porque una alianza tri-partidista no sea atractiva para un encolerizado, irritado y escéptico electorado, sino porque de cerca se observa que las dirigencias locales de Acción Nacional y del Partido Movimiento Ciudadano solo buscan salir del fango político en el que se encuentran para vida de competir, ya no digamos para obtener un resultado decente, sino para participar con algo de dignidad y decoro en el siguiente proceso electoral.

Ya sus dirigentes, Xavier Azuara Zúñiga y Eugenio Govea Arcos, manifestaron que el enemigo a vencer en los comicios del próximo año será el Partido Revolucionario Institucional PRI y para lograrlo conformaron el Frente Democrático por San Luis que seguramente llevara como slogan de campañas “Cambio por San Luis”.

Muy a vuelo de pájaro, en el pasado proceso electoral 2015, si bien es cierto que el Partido Revolucionario Institucional logro conservar la gubernatura del estado, el PRI no es la primera fuerza electoral, es oposición en la zona de mayor potencial comicial en la entidad, es decir, en el municipio de San Luis Potosí, y sus conurbados Soledad de Graciano Sánchez y Mexquitic de Carmona, donde gobierna el Partido de la Revolución Democrática PRD.

Si esta condición no fue considerada por las dirigencias del PAN y el PMC, su proyección aliancista está fuera de contexto porque subestiman al principal adversario y,- no es en todo caso el PRI el enemigo a enfrentar y a vencer sino al Frente Progresista que logre consolidar el Gallardismo que seguramente estaría acompañado de otros partidos y corrientes que dejaron de creer en el PRI y el PAN.

Por el trabajo y resultados logrados en pocos años en la zona metropolitana, los Gallardistas no solo están en la perspectiva de conservar los dos municipios más importantes del estado, sino lograr un mayor número de posiciones en el Congreso Federal y Local, incluyendo la primera mayoría en la contienda para el Senado de la República, todo dependerá de sus postulaciones, y obvio, mantener su oferta congruente entre el decir y el hacer.

De cualquier manera, la alianza entre el PAN y el PMC, no deja de extrañar o sorprender. Ambas dirigencias saben perfectamente que juntos o revueltos no constituyen ni representan una fuerza política suficiente para recuperar la capital o algunos distritos y, siendo realistas, no les alcanza, ni haciendo ronchita; los resultados del 2015 los exhibe y los condena y tampoco sumando porcentajes de la votación obtenida entre el PAN y PMC lo podrían alcanzar.

Y no es que seamos aves de mal agüero o agoreros del desastre electoral que se les aproxima, lo que sucede, es que todo lo que está ocurriendo entre el panismo nacional, trasciende y rebota de manera natural en el concierto local, de tal manera que ni su dirigencia, estructura y liderazgos son ajenos al impacto o a las consecuencias del gran boquete que se les abrió con la salida de Margarita Zavala, todo gracias a su líder nacional Ricardo Anaya.

En fin, ese es otro análisis, y lo que sí hay que decir, es que en la alianza con el PAN, el Partido Movimiento Ciudadano PMC no pierde. Eugenio Govea Arcos, por el solo hecho de hacer montón con el PAN ya ganó, pero siendo francos, es al que menos le conviene la alianza PAN-PRD-PMC.

No le conviene porque sabe que la fuerza electoral que representa su partido en la entidad, es nada, y su margen de maniobra o negociación para las posiciones estarían reducidas y virtualmente canceladas, por ello tal vez su urgencia de suscribir el acuerdo con el PAN y decir: “Tampoco vamos a estar esperando al PRD”.

Por lo pronto esa criatura ya nació como Frente Democrático por San Luis. Habrá que esperar como se interpreta y cómo impacta, afecta o perjudica a los verdaderos liderazgos locales del panismo. Será interesante conocer los posicionamientos de los prominentes del Círculo Azul que encabeza la Senadora Sonia Mendoza y Juan Pablo Escobar, o bien, que opinan esas figuras como Marcelo de los Santos, el Senador Octavio Pedroza Gaytan o el eterno Alejandro Zapata.

También habrá que esperar a como se mueven o reaccionan los propios panistas y navistas que en teoría han encontrado puntos de coincidencia y convergencia para lanzar como candidato al presunto heredero del navismo, a Xavier Nava. Habría que ver si le entran en esta alianza “democrática” o de plano se van por la libre y la vía independiente. En cualquiera de las dos opciones, júrenlo que estarán suscribiendo su acta de defunción y ni los intelectuales del Colegio San Luis o los santones de la crítica nacional podrán salvarlos.

spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
%d bloggers like this: