25.5 C
San Luis Potosí

Procesión del Silencio sello de fe y respeto en San Luis Potosí

spot_img

Entérate

Últimas Noticias

lunes, julio 22, 2024

-Treinta cofradías participaron caminaron por las calles adoquinadas

– Sesenta y tres años de tradición cumplió el evento religioso

Una vez más la Procesión del Silencio, máximo evento religioso de Semana Santa en San Luis Potosí se llevó a cabo para celebrar en esta ocasión su 64 Aniversario en un marco de devoción a la Virgen de la Soledad, La Dolorosa.

Dieron las ocho de la noche y al sonido del tambor inició el orden de la columna con los Heraldos, Charros y rejoneadores, monaguillos, así como las cofradías de Jesús Eucarisía, Nazarenitos y Macarenas, Cristo Roto, El Prendimiento, San Agustín, sin faltar la presencia del Montecillo, Humildad, Carros y Adelitas, Ecce Homo, Guardia Pretoriana para darle paso a Preciosa Sangre imágenes que fueron cargadas en hombros por “los costaleros”.

Este año participaron en la ruta procesional: Niños de diferentes edades, así como damas y varones, fueron un total de dos mil penitentes que se dieron cita en el templo del Carmen para después  caminar las adoquinadas calles del centro histórico que una vez más, lució su belleza arquitectónica en un profundo silencio de penitencia. Cuatro horas de fe, devoción, dolor y gran colorido, así fue la Procesión del Silencio.

La gente que no pudo pagar una silla para ver el evento, llegó desde temprano para acomodarse en las banquetas llevando cojines y sillas plegables sin olvidar una cobija o zarape para cubrirse del frío, es que el Viernes de Dolores en San Luis, es común que se sienta aire fresco.

Las saetas se escucharon en diversos puntos estratégicos que dieron un toque más especial a la Procesión, cantos suaves y al mismo tiempo de dolor lograron sacudir el corazón de los espectadores que unieron su devoción en un solo acto de dolor y acompañamiento a la Virgen de la Soledad.

Treinta cofradías caminaron por las calles, algunas de parroquias y templos se distinguieron por los diferentes colores de su vestuario. “Los encapuchados” son quienes forman parte primordial de la procesión, la capucha es símbolo de luto y humildad.

“Los costaleros”, cargaron en sus hombros las pesadas imágenes religiosas algunas de ellas de más de 500 kilos que durante el año son guardadas y reciben mantenimiento para que luzcan en buen estado para esta celebración.

Las damas y niñas portaron con orgullo el tradicional rebozo de ceda del municipio  Santa María del Río, SLP en diversos colores para distinguir su cofradía, todas ellas con gran recato caminaron con devoción, su maquillaje fue suave, el largo de su falda discreto y su mirada concentrada en su caminar para darle paso a la más hermosa imagen de Nuestra Señora de la Soledad.

Toda ella tiene un gran significado, las flores frescas, los colores, los cirios, en ese momento el público se une en un silencio total admirando el rostro de la Virgen que llora al ver a su Hijo en la Cruz, solo los tambores marcaban el paso suave y doliente para que los potosinos y los miles de visitantes pudieran admirar la bella escultura.

Y fue así como una vez más la Procesión del Silencio, se celebró en San Luis reafirmando una bella tradición, ante la mirada de miles de potosinos y turistas que se reunieron en un acto de devoción.

Eso sí, después de ver el vía crucis el público optó por ir a un restaurante y seguir disfrutando su paso por el centro histórico captando fotos con sus celulares así como la calidez de los potosinos. ¡Gracias por venir a San Luis!

spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
%d bloggers like this: