Establecer la prohibición a los establecimientos comerciales

15

Debido a que uno de los aspectos que generan contaminación en perjuicio del suelo, agua y aire es el uso excesivo y sin control de las bolsas de plástico no biodegradable, el diputado Eduardo Guillén Martell presentó una iniciativa que plantea reformar la fracción V en su inciso c) del artículo 104 de la Ley Ambiental del Estado de San Luis Potosí.

Con el objetivo de establecer la prohibición a los establecimientos comerciales y mercantiles de proporcionar a sus clientes bolsas de plástico gratuitas para el traslado de mercancías, procurando entregarles reusables o reciclables o en su caso venderles las primeras.

En la exposición de motivos de la iniciativa presentada se señala que el objetivo de esta propuesta es cambiar los hábitos en un mundo desechable, del úsese y tírese, por costumbres que nos ayuden a tener un planeta más sustentable y duradero.

Agrega que actualmente el inciso c) de la fracción V del artículo 104 de la Ley Ambiental del Estado de San Luis Potosí contempla que la SEGAM en coordinación con los ayuntamientos supervisarán, vigilarán y sancionarán la entrega gratuita por parte de los establecimientos comerciales y mercantiles de bolsas de plástico para el traslado de mercancías, procurando la entrega de las reusables o reciclables.

El contenido normativo previsto en el inciso c) de la fracción V del artículo 104 de la Ley Ambiental del Estado es confuso y oscuro, que no permite entender con claridad y precisión si se prohíbe o no la entrega gratuita de bolsas de plástico por parte de los establecimientos comerciales y mercantiles para el traslado de mercancías; en ese sentido, se plantea establecer la prohibición de esta conducta de manera concisa y pertinente.

Sobre todo porque uno de los aspectos que generan contaminación en perjuicio del suelo, agua y aire es el uso excesivo y sin control de las bolsas de plástico no biodegradable, pues su composición de polietileno de baja intensidad, su degradación es una difícil labor para la naturaleza, que termina perdiendo la batalla mientras los contaminantes se filtran por todo el suelo y llegan a plantas y animales.

La iniciativa del legislador Guillén Martell se turnó a la Comisión de Ecología y Gestión Ambiental del Congreso del Estado para su análisis correspondiente.