Porque tanta urgencia

50

Marcadamente reiterativa ha sido la postura del Ayuntamiento de la capital, en insistir y confundir a la población de que el nuevo gobierno no tiene dinero ni tan siquiera para la gasolina de las patrullas o para pagar los pasivos que encontró a su llegada. Pero vea usted, la treta y trampa de Xavier Nava Palacios es muy sencilla: Propiciar en informativos comparsa caos y confusión para tener pretexto de solicitar créditos y endeudar más al municipio.

En una de sus primeras declaraciones que llegaron a convertirse en antropofagia y festín para los medios afines a su gobierno, Xavier Nava, dijo que no había dinero ni para ponerle gasolina a las patrullas de seguridad pública y tránsito. Tanta fue su pifia, que incluso llegó a mencionarse en algunos informativos, que si los problemas de inseguridad seguían o aumentaban, sería porque no tenían en que moverse las corporaciones, vaya estupidez.

Como párvulo en la administración pública, el Alcalde pronto fue descubierto y desmentido, pues dinero sí había en bancos, solo que esos “buenos muchachos” que llevó a la administración de las finanzas decidieron cerrar las cuentas con los bancos, es decir, ellos mismos cometieron el error y se empinaron solitos y, la salida fácil fue “culpar al de atrás” por la supuesta falta de dinero.

Después de esto, el Regidor Panista, Daniel González Ayala, hablo de pasivos fuertes por el orden de los 500 millones de pesos que incluye un adeudo con VIGUE por la cantidad de 77 millones. Lo que este “muchacho” no dijo, es que esos adeudos datan desde el año 2009, es decir, desde los gobiernos de Victoria Labastida y de Mario García Valdez.

González Ayala, no dijo que el gobierno que recién terminó, recibió una deuda con la empresa recolectora de basura por la suma de 120 pesos. Tampoco dice que el gobierno de Ricardo Gallardo pagó cerca del 50% de esa herencia que al final del día era de otros. Mucho menos menciona, que durante los últimos tres años, el servicio de recolección de basura se pagó puntual.

¿A dónde lleva esa postura del actual gobierno de la capital? Pues muy sencillo, están culpando de todo “al de atrás” y están buscando el pretexto ideal para que el gobierno del estado les adelante participaciones, les preste o bien, para solicitar créditos y endeudar al municipio; ¡total! los otros que vengan en los próximos años pagarán, tal cual lo hicieron los gobiernos panistas y priistas, ¿o no?

Por otro lado, la notoria urgencia de dinero que a toda costa y por toda vía pretende obtener el municipio, es simplemente porque los compromisos adquiridos en campaña y la devolución de favores a los patrocinadores de Xavier Nava no esperan, y porque a esos magos del negocio les apremia y ya les urge entrar al juego de los trafiques y al mercadeo, y para eso, pues se necesita lana.