Romero Deschamps renuncia a Pemex, anuncia AMLO

26

El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, informó este martes 16 de marzo de 2021 que Carlos Romero Deschamps, exsecretario general del Sindicato de Trabajadores Petroleros de la Republica Mexicana (STPRM), presentó su renuncia como trabajador de Petróleos Mexicanos (Pemex).

“Quiero informarle al pueblo de México que a partir del día de hoy el señor Romero Deschamps ya presenta su renuncia, es decir, deja de ser trabajador activo de Pemex”, dijo López Obrador.

El mandatario explicó que según una investigación periodística, Romero Deschamps estaba de vacaciones y argumentaba que mientras fue dirigente sindical no tomó días de descanso y que tomaría todas sus vacaciones acumuladas hasta el 2024, lo que le permitiría regresar a trabajar a este ese año.

“Entonces, iba a estar hasta el 24, pero además, como trabajador activo”, dijo el presidente.

Añadió que según la investigación periodística, se buscaba mantener a Romero Deschamps en activo y terminando su gobierno (de López Obrador) regresaría al sindicato. El presidente dijo que esto último él no lo puede asegurar.

López Obrador aseguró que Romero Deschamps presentó su renuncia por voluntad propia y también “por un exhorto” que se le hizo porque se considera que era inmoral que el exdirigente sindical estuviera de vacaciones hasta 2024.

Romero Deschamps, acusado de corrupción, abandonó su cargo como líder del STPRM en 2019 tras 26 años, pero se mantenía como trabajador de Pemex, una de las petroleras más endeudadas del mundo.

Según divulgaron medios locales, pese a abandonar su cargo sindicalista, Romero Deschamps continuaba como trabajador de Pemex percibiendo un alto salario de más de 1.2 millón de pesos (unos 60,000 dólares) anuales, entre su salario neto y las compensaciones.

López Obrador reiteró que se está revisando el contrato colectivo de Pemex para beneficiar a los trabajadores y no a los altos directivos ni a los cargos de confianza.

Carlos Romero Deschamps, de 77 años, renunció en octubre de 2019 tras 26 años como líder del poderoso sindicato de Pemex acorralado por numerosas acusaciones de corrupción en su contra.

Con la llegada de Andrés Manuel López Obrador a la presidencia de México, el 1 de diciembre del 2018, el cerco se estrechó contra el líder petrolero, que ya no disponía de escaño en el Senado que le garantizara la inmunidad.

Cuestionado sobre posibles investigaciones en contra de Romero Deschamps, el presidente mexicano se limitó este martes a decir que cualquier pesquisa corresponde a la Fiscalía General de la República (FGR) y a los “ciudadanos que tienen interpuestas denuncias”.