Familias de todo el Estado reciben paquetes para Bebè

7

El programa Construye Futuro, Abrazando Corazones fue creado en la gestión de Lorena Valle Rodríguez, para promover el bienestar de la primera infancia.

Mediante la entrega de paquetes para bebé del programa Construye Futuro, Abrazando Corazones, que se creó durante la gestión de Lorena Valle Rodríguez, Presidenta de la Junta Directiva del Sistema Estatal para el Desarrollo Integral de la Familia (DIF), miles de niñas y niños potosinos tienen un espacio seguro y propio durante sus primeros meses de vida.

El programa enfocado a promover el bienestar de la primera infancia, realiza la entrega de paquetes de bebé a mujeres embarazadas y con bebés recién nacidos en condiciones de marginación, que no cuentan con recursos para adquirir una cuna.

Además de la cuna de cartón, el paquete incluye un colchón antireflujo, cobija, artículos para bebé, la guía para la crianza de los mil primeros días y la revista Conafecto, publicación de Conafe en donde se brinda información a madres, padres y cuidadores de niñas y niños para mejorar su desarrollo durante la primera infancia.

Una característica importante del programa, es que es posible gracias a donativos de empresas y la sociedad en general. Tanto las cunas como los colchones, son patrocinados por empresas socialmente responsables. En tanto, voluntarias, voluntarios y diversas organizaciones, contribuyen con la donación de cobijas y artículos para bebé.

Con la finalidad de promover la crianza afectiva de los mil primeros días, la cuna contiene mensajes importantes para la estimulación de niñas y niños, mediante acciones sencillas como son hablarles, cantarles, demostrarles amor, así como la importancia de aplicarles las vacunas y alimentarles con leche materna.

Todas estas actividades buscan fortalecer el desarrollo en su primera infancia, ya que está comprobado científicamente que en los primeros meses de vida se sientan las bases para el desarrollo futuro de los seres humanos, por lo cual es importante que las y los bebés crezcan en un ambiente seguro, con vínculos afectivos y que reciban estimulación.