21 C
San Luis Potosí
jueves, julio 7, 2022

No se calienten granizos

Entérate

spot_img

Por: Fernando Diaz de León Cardona

Para el gobernador Ricardo Gallardo Cardona, los cambios en su gabinete no representan otra cosa que remociones útiles y necesarias para mejorar el curso de la administración pública.

La lógica así lo define, sin embargo, ya sobran granizos calientes que se ven en un par de años como candidatos a diputados federales, a senadores de la Republica o a alcaldes.

Sin duda, los dos movimientos mas importantes y trascendentes se dieron en SEDECO y en SEGE. La llegada de Juan Carlos Valladares, a Economía, augura buenos tiempos para la entidad, al menos se esperaría más mesura y cortesía de los empleados de su parentela.

A ciencia cierta, no se sabe si este joven empresario tenga las tablas suficientes para atraer inversiones, definir y vincular la política económica con los aspectos del desarrollo social que requiere el estado, simplemente porque van de la mano.

Juan Carlos es de los jóvenes emprendedores que si lo ponen en el Patronato de la Feria la hará mortal, es cuestión que lo dejen trabajar.

Adelantar tiempos políticos resulta ocioso e irrelevante. Desde luego que no faltan los funcionarios que dicen que solamente fueron llamados para desempeñar su encargo por menos de dos años, porque su destino será el Senado o San Lázaro.

Desde luego que en política todo es tiempo y circunstancia, pero lo que en este momento se necesita es no distraerse en calenturas ni forzar las cosas. Gallardo padre, – por ejemplo, no tendría ninguna dificultad en ser diputado federal o Senador de la Republica.

Sin embargo, Gallardo Cardona requiere en este justo momento de gente leal, comprometida y que se la jueguen al cien en estos primeros años de gobierno. Lo que venga se dará en forma natural.

En el particular caso de Ernesto Barajas, ex secretario de Educación, la posibilidad de que despache en lo que antes fue el Centro Estatal de Estudios Municipales, es la oportunidad para realizar y profundizar en un diagnóstico político-social de cada municipio.

Esto es importante para que al gobernador Gallardo Cardona tome las mejores decisiones y no llevarse sorpresas desagradables en algún momento de sus giras por el interior del estado.

Si a Ernesto lo mandan el CEFIM a organizar cursitos rabones para los presidentes y funcionarios municipales, será un verdadero desperdicio.

El espacio es propicio para tener claridad y bajo control el escenario político en cada municipio y las regiones.

Para Gallardo será importante tener el pulso diario de como mutan, se mueven y se comprometen los grupos y las fuerzas políticas regionales. Hace algunos se hizo este ejercicio y resulto exitoso.

Hacer un diagnóstico serio, bien hecho y ajustado a la nueva realidad política y social le permitirá al gobernador mover los hilos y tomar las mejores decisiones en 2024.

No hacerlo, correrá siempre el riesgo de que las cosas se salgan de control.

Hasta pronto

- Advertisement -

Últimas Noticias

A %d blogueros les gusta esto: