Gobierno y Desarrolladores amafiados

102

Carlos Covarrubias

En los acuerdos y proyectos con la gente del poder económico de San Luis Potosí el Presidente Municipal Xavier Nava y el Gobernador Juan Manuel Carreras quieren lograr a toda costa la actualización del Plan del Centro de Población Estratégico de la Ciudad de San Luis Potosí por lo cual llevaron a cabildo el pasado 27 de Marzo el acuerdo para que el Implan presente en las próximas semanas el planteamiento respectivo, que incluirá las más de seis mil hectáreas del Ejido.

Además de la Comunidad de San Juan de Guadalupe y Sus Anexos Tierra Blanca y san Miguelito, El Ejido Escalerillas y la Comunidad de San Jose de Buenavista, el Ejido la Pila es de una prioridad absoluta y sus tierras están siendo proyectadas en lo que se identifica como Programa Parcial de Desarrollo Urbano.

Cuando menos en lo que resta del Gobierno de Juan Manuel Carreras se tienen acuerdos para establecer cerca de 100 nuevas naves industriales en el área del ejido la Pila y fraccionamientos diversos con miles de lotes de diversa densidad. Las conexiones, ejes y libramientos están perfectamente delimitados y definidos por los empresarios desde hace mas de 8 años.

Eso explica el operativo de estado para sacar a toda costa la asamblea de delimitacion, asignación y destino de tierras en noviembre del año pasado, antes de que el primero de diciembre llegara. Helicópteros, Patrullas, Agentes Ministeriales, grupos de choque, cubrieron la asamblea del día 18 de Noviembre del 2018.

EL TERRITORIO MÁS AMBICIONADO
Después de constituidas la inmobiliarias de la Garita de Jalisco, el grupo Valoran propiedad de Vicente Rangel Lozano intentó entrar a la Pila para establecer áreas industriales de alto impacto adquiriendo superficies y pactando con el grupo de Guadalupe Rivera. El asunto se fractura entre los años 2001 y 2002 quedando este proyecto truncado.
Sólo se consolida con la compra de terrenos en el Ejido vecino del Terreno donde se construye por el Grupo Rangel la Terminal Intermodal Interpuerto, área fiscal aduanera inédita en el país, que buscaba articular el flujo carretero y ferroviario más importante del centro del país.
Según gobierno del Estado no existe ningún otro estado mexicano mejor conectado de manera global vía terrestre con las principales ciudades, fronteras y puertos marítimos de México.

El complejo, Interpuerto fue construido con el propósito inicial de fomentar el desarrollo industrial de las tierras del estado. Aunque el proyecto tuvo inversión estatal y federal, los principales promotores fueron capitales privados.

Ante el nivel de confrontación interna en el Ejido la Pila, el Plan del Centro Estratégico de Población de la ciudad aprobado en el año 2003 omite generar el uso de suelo necesario en el área ejidal y se replantea mover el proceso logístico a Villa de Reyes y al efecto se emite el Plan de Desarrollo Urbano de ese Municipio en el 2005.
Sin embargo los grupos de presión deciden mantener su objetivo de apropiación en virtud de el riesgo de que grupos foráneos llegados a Villa de Reyes confronten la hegemonía local.
Entre los años 2006 al 2011 son reconocidos como ejidatarios integrantes de las familias del Valle, Lorca ( increíblemente ligados a MORENA), Torres Corzo, Valladares, Rangel, Romero Calzada entre otros.

GOBIERNO ESTATAL OPERADOR EMPRESARIAL
Los ejidatarios son presionados por los empresarios para realizar el Programa de certificación Procede y luego el Fanar. Es la forma de legitimar repartos irregulares y ventas millonarias de uso común. No lo logran por el nivel de resistencia. Además la injerencia del Grupo GM (General Motors) genera mayores niveles de confrontación al intentar controlar a los grupos disidentes, sin lograrlo finalmente.

Desde el año 2012 Gobierno del Estado contempla fortalecer el apoyo del proyecto empresarial con un plan de urbanización y desarrollo logístico en tres líneas. Entregar importantes sumas al grupo caciquil del eterno Comisariado Guadalupe Rivera por conceptos de indemnización de liberación de derechos de vía de accesos a los parques logísticos a través de terrenos ejidales. Permitiéndose usar esos recursos millonarios para comprar a los ejidatarios.

Luego Impulsar el cambio de uso de suelo de los terrenos ejidales a través de un plan parcial de Desarrollo Urbano elaborado como proyecto desde el Ayuntamiento de Slp, que de hecho ya estaba listo desde el año 2014 y que ahora sera retomado por Xavier Nava.
Finalmente mediar con los grupos empresariales el conflicto para establecer un frente común contra la disidencia. Y como el elemento clave para la represión e imposición de acuerdos sumar al grupo Masori de José Vicente Soriano García, especialista en el manejo sucio de recursos irregulares, propietario del grupo gasero más controvertido del País, quien se instalan irregularmente en tierras ejidales con autorizaciones ambientales y municipales a la medida y generando un escenario de presión para lograr la certificación ejidal.

La resistencia logra frenar por una década y a contracorriente la certificación. En la misma se pretende avalar repartos ilegales de ceca de dos mil hectáreas, regularizar la instalación de empresas y sobre todo repartir entre las corporaciones representadas por las familias del Valle, Rangel, Valladares. Torres Corzo y otras el uso común del ejido.

Con esto se pretenden convertir en el proyecto corporativo más grande e influyente del valle de San Luis Potosí y del bajío por las vinculación con las 150 empresas ubicadas en Villa de Reyes y todo lo que ahí se desarrollara. Un bastión de los grupos del Panismo y Priismo replegados donde por fortuna aún “gobiernan”.

Sin embargo los grupos de resistencia en la Pila ya judicializaron la asamblea de asignación, delimitacion y destino de tierras de Noviembre pasado y se preparan con todo para atacar el cambio de uso de suelo pretendido desde el poder político en beneficio de las tribus fifis de San Luis Potosí.