Gallardo es un hombre honesto; dice el CEN del Verde. Va tras Nava

    17

    CDMX.- Carlos Puente, dirigente nacional del Partido Verde, y Arturo Escobar, coordinador de del grupo parlamentario, salieron hoy en defensa del legislador potosino y aspirante a gobernador Ricardo Gallardo Cardona, víctima de una campaña de propaganda negra a manos del alcalde capitalino Xavier Nava y del Gobierno del Estado. En conferencia de prensa, lo definieron como un hombre honesto y de trabajo al tiempo que anunciaron una serie de demandas en contra de los responsables de intentar descarrilar un proyecto que marcha al frente de las encuestas de cara al proceso electoral del 2021.

    De manera sorpresiva, en la sala de conferencias de San Lázaro, Carlos Puente y Arturo Escobar aparecieron con Gallardo Cardona para defenderlo y condenar el uso de «plumas nacionales» para desprestigiar, intentando revivir un proceso judicial del 2015 cuya sentencia final exoneró al potosino. «De fondo, no de forma» aclararon.

    «Es un hombre inocente, fue víctima de una campaña que buscó descarrilarlo políticamente en el 2015», fecha en la que también aparecía como favorito, tres a uno, en las encuestas para la elección de gobernador que, finalmente, ganó Juan Manuel Carreras López.

    Los mandamases del Verde en México dijeron que Xavier Nava quiere ser candidato a gobernador a la mala, por eso emprende campañas negras en contra de sus adversarios utilizando recursos públicos, lo que constituye, además, un delito grave, penado con grave. Razón por la cual, dicho instituto político, integra las pruebas correspondientes para presentar demandas ante las instancias penal y electoral. De igual manera, anunciaron la realización de una auditoría a sus cuentas públicas como prueba del saqueo a las arcas municipales.

    En su turno, Ricardo Gallardo, recordó que fue Tomás Cerón, hoy prófugo de la justicia, quien armó el expediente que lo llevó a prisión en 2015, inventando delitos que no cometió. «Hoy -dijo- yo estoy aquí y él anda huyendo». Reveló que él representa la tercera generación de una familia de trabajo y, advirtió, «a mí nadie me ha regalado nada. Asimismo, lamentó la irresponsabilidad de su adversario político al poner en riesgo la seguridad de sus hijos pequeños, al tiempo que lo responsabilizó de lo que le pueda pasar a él y a su familia, toda vez que, aseguró, Nava Palacios lo expone con la comparsa de algunos funcionarios de Gobierno. «Es un criminal de cuello» sentenció.