Cierre de trienio con finanzas sanas y sin generación de deuda.

13

-“Se dejará un panorama totalmente distinto de como inició la administración”: Tesorero Jesús Emmanuel Ramos Hernández

 

-Política de austeridad ha permitido cubrir compromisos heredados incluso desde 2006

 

La administración municipal que encabeza el Alcalde Ricardo Gallardo Juárez cerrará con finanzas sanas y sin generación de deuda alguna, por lo que se dejará un panorama económico positivo a comparación del desastre con el que se inició el actual Ayuntamiento de San Luis Potosí, declaró el Tesorero Municipal Jesús Emmanuel Ramos Hernández.

 

“Además de avanzar en distintos pagos gracias a las diversas maneras certeras de generar ingresos, también se ha elevado la calificación crediticia del Municipio que llegó a estar por los suelos debido a los malos manejos de pasadas gestiones”, agregó

 

Otro de los resultados favorables que se han obtenido en esta administración es “la política de austeridad que se aplica desde que inició esta gestión con el objetivo de sacar adelante los compromisos y las obligaciones cotidianas, pero sobre todo las deudas heredadas y arrastradas incluso desde el año 2006”.

 

De igual manera, debido al liderazgo y la experiencia en la administración pública del Alcalde Ricardo Gallardo, nos mantendremos en “cero deuda”, remarcó Ramos Hernández.

 

En cuanto al crédito que dejó la administración pasada con BANSI, recordó que el contrato impide hacer prepagos y también cambiar con otra institución con intereses más “blandos”, y a pesar de que se han tenido mesas de trabajo con ese banco, no se ha podido llegar a acuerdos porque la gestión anterior aceptó diversos “candados” lesivos y la deuda heredada supera los 400 millones de pesos.

 

Pese a ello, Ramos Hernández remarcó que debido a las estrategias impulsadas por el Presidente Municipal se han saneado las finanzas “y así continuaremos

hasta concluir el trienio con ahorros en el gasto corriente y en la nómina; seguiremos con la austeridad para obtener recursos adicionales a las participaciones federales y se mantendrán los límites en gastos en todas las dependencias con el compromiso de ser más eficientes”.

 

Recordó que al inicio de la presente administración en el 2015, las finanzas municipales se encontraban en una situación deplorable, no se sabía si te tenían recursos siquiera para cubrir el pago a la plantilla laboral, se tenía una fila interminable de proveedores con algún pago pendiente, además de gran incertidumbre, pero hoy el panorama es muy distinto.

 

El Tesorero de esta capital añadió que la administración cumple con la Ley de Disciplina Financiera de las Entidades Federativas y los Municipios, con lo que se garantiza que no se heredará deuda, que se dejarán números positivos a la siguiente administración, pero también con evaluaciones de agencias calificadoras a favor del Ayuntamiento y no como en décadas pasadas, con calificaciones negativas, “a ese escenario crítico ya se le dio la vuelta y hoy la calificación es de estable y el reto es que suba a positivo gracias a las medidas que continuarán hasta finalizar el trienio”.