Se llegará a la verdad sobre la masacre: AMLO

16

El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, aseguró que se llegará a la verdad y que se castigarán a los responsables del asesinato de nueve miembros de la comunidad mormona en noviembre pasado en el estado de Sonora.

 “Desde luego lo primero la justicia, lo primero, que se castigue a los responsables, que no haya impunidad”, dijo López Obrador en un diálogo con la comunidad de la región de la sierra alta de Sonora en donde radican las familias de las víctimas de la masacre del 4 de noviembre en Bavispe.

Sicarios del narcotráfico dispararon en la zona de Bavispe contra varios vehículos donde se trasladaban miembros de la comunidad mormona con un saldo de tres mujeres y nueve menores muertos, además de vario más heridos.

Ante cientos de pobladores, incluidos miembros de las familias mormonas de las víctimas, López Obrador dijo que este caso será “un ejemplo de que el que comete un delito es castigado” para después garantizar que en los próximos meses volverá a la región.

“Se está avanzando y va a haber justicia”, sostuvo el presidende sobre la investigación del asesinato de tres mujeres y seis niños, además de otros menores heridos, de la comunidad mormona que tienen doble nacionalidad mexicana y estadounidense., López Obrador se comprometió a que habrá justicia no solo porque este caso afectó a familias mexicanas y estadoundienses o porque se dio aquí en la frontera sino porque “es una convicción nuestra hacer valer la justicia en todos lados”, apostilló. Reveló la posibilidad de que en el lugar donde ocurrió la masacre se pueda colocarse un monumento en reconocimiento de la memoria de las víctimas – tres mujeres y seis niños- además de que resultaron varios menores heridos.

Además se hará un reconocimiento especial a las personas que desde el primer momento y pese al peligro decidieron ir al rescate de las víctimas, para que exaltemos la verdadera solidaridad.

Llama a la marcha por la paz

Adrián LeBarón, padre de Rhonita, asesinada junto a otros ocho integrantes de su familia en noviembre pasado, convocó a una marcha que saldrá de Cuernavaca hacia el Zócalo de la Ciudad de México.

Adrián, visiblemente conmovido, dejó una ofrenda floral en el lugar donde su hija fue asesinada; llamó a la unidad y con ello se alcance la paz en México: “no somos enemigos, si el dolor nos encontró que la esperanza nos encuentre”.

“Vine a este lugar para informar al país, a este lugar donde está mi hija calcinada para informar al país, y a los medios, y a las cenizas de mi hija y mis nietos, que la justicia está caminando y que con ellos buscamos justicia para el país”, subrayó. Adrián LeBarón convocó a los mexicanos a unirse a su marcha, pues, compartió, espera recibir muchos abrazos de quienes se solidaricen con su causa.

“Viene una marcha importante y quiero que vayan a darme miles de abrazos y vamos a sacar el dolor caminando y vamos a demostrar que somos un solo México”, informó. La convocatoria estará abierta a cualquier organización social, pero subrayó que no se permitirán pronunciamientos políticos, pues su movimiento es de apoyo a las víctimas de la violencia. La mañana de este domingo, el presidente López Obrador se reunió con la familia LeBarón y Langford para informales sobre los avances en la investigación.