Endurecen castigos a empleados coludidos huachicoleros

11

CIUDAD DE MÉXICO.- Los trabajadores de Petróleos Mexicanos (Pemex), a quienes se les compruebe su complicidad con los delincuentes dedicados a la ordeña de ductos, para el robo de petrolíferos, recibirán penas judiciales y multas, hasta 50% más altas que el resto de los implicados.

Así lo señala la Ley Federal para Prevenir y Sancionar los Delitos Cometidos en Materia de Hidrocarburos, que fue publicada en enero del año pasado en el Diario Oficial de la Federación, y la cual fue aprobada por el Congreso para inhibir el hurto de petrolíferos.

La Ley menciona una serie de actos que son penados con años de cárcel y multas, sin embargo, al mencionar la presunta complicidad de trabajadores de Pemex o alguno de sus prestadores de servicio, advierte que la pena será más elevada.

“Si el sujeto activo es o fue trabajador o prestador de servicios de asignatarios, contratistas, permisionarios o distribuidores o servidor público de la industria petrolera o de las instituciones policiales; las sanciones se aumentarán hasta una mitad más de acuerdo con la pena prevista en la presente Ley por el delito cometido”, señala.

A esto se sumarán también las sanciones señaladas en la Ley Federal de Responsabilidades Administrativas de los Servidores Públicos, siempre y cuando aplique en el caso.

De acuerdo con la mencionada Ley, las sanciones van de 2 a 25 años de prisión, así como multas de 2 mil y hasta 25 mil salarios mínimos.

Cabe mencionar que la semana pasada, el director de Pemex, José Antonio González Anaya, dijo a este diario que no podía descartar que empleados sindicalizados o de confianza estuvieran coludidos con las bandas dedicadas a la perforación ilegal de ductos, y que de ser descubiertos serán castigados conforme a la Ley.

“No puedo descartar que haya personas de confianza y sindicalizadas metidas, pero no de manera organizada, si tuviera conocimiento ya lo hubiéramos enfrentado. Si hay gente involucrada, sindicalizada o no, lo vamos a enfrentar y van a enfrentar las consecuencias de la ley. Habrá los castigos que marque la ley”, aseguró el funcionario.

En esto coincidió Carlos Murrieta Cummings, director de Pemex Transformación Industrial, quien sostuvo que la empresa no tolerará a los empleados que estén coludidos con el crimen.

“Yo no te podría decir que no hay ninguna persona, yo no meto las manos ak fuego por ello. Pemex está dando la información, inclusive de las personas de Pemex, a las autoridades para que nos investiguen a todos y si tenemos algo, que se nos castigue de  la manera que debe ser. Nosotros mismos no queremos tener un compañero que sea parte del crimen organizado”.

Fuente: Excélsior