Dejará Peña Nieto en agenda 14 reformas estructurales

4

Al concluir su mandato, el presidente Enrique Peña Nieto dejará al país una agenda de 14 reformas estructurales en periodo de instrumentación -todas derivadas del Pacto por México- pero con el arranque de un nuevo régimen, cada cambio impulsado estará bajo una intensa evaluación.

De entrada, el gobierno que a partir de mañana encabezará Andrés Manuel López Obrador buscará echar abajo la reforma educativa y pondrá la lupa sobre la energética a fin de tener un estricto control sobre la participación de particulares en el sector.

Así, el presidente Peña Nieto dejará al país tres bloques de reformas: la social, la política y la económica que surgieron de una intensa negociación con las dirigencias nacionales de los partidos Revolucionario Institucional (PRI), Acción Nacional (PAN), de la Revolución Democrática (PRD) y del Verde Ecologista de México (PVEM) durante su periodo de transición tras ganar las elecciones de 2012.

El Pacto por México, que se firmó el 2 de diciembre de 2012 en el Castillo de Chapultepec, fue operado por el propio Peña Nieto junto con Aurelio Nuño y Miguel Ángel Osorio Chong, que con el arranque del sexenio serían el Jefe de la Oficina de la Presidencia y secretario de Gobernación.

Este mecanismo, por acuerdo entre el gobierno y las principales fuerzas políticas del país, acaparó la atención de la comunidad internacional en foros como el Foro Económico Mundial de Davos, en la Cumbre del G20 y del Foro de Cooperación Económica Asia-Pacífico (APEC), entre otros.

Las reformas económicas fueron: fiscal, financiera, de competencia económica, energética, en telecomunicaciones y laboral; las sociales fueron: educativa, en materia de amparo y en procedimientos penales, y las políticas tuvieron que ver con la reforma político-electoral, de transparencia y anticorrupción, de seguridad social y en materia de vivienda.

Pero la mayoría de las reformas del presidente Peña Nieto enfrentan el rechazo de la ahora mayoría legislativa y del que a partir del primer minuto de hoy será el partido en el gobierno.

El pasado 21 de noviembre, en Guadalajara, el presidente Peña Nieto advirtió que su gobierno abrió el sector energético, generó competencia en el sector de las telecomunicaciones, en el sector financiero; en el tema educativo se logró una reforma para impulsar una educación de calidad, con docentes mejor capacitados y preparados.

“Y así podría decir de las 14 reformas estructurales que se alcanzaron, precisamente, consecuencia del Pacto por México. La mayor participación de las mujeres en la vida pública, en su participación política. Hoy, tenemos un Congreso Federal y varios congresos locales con la mayor participación de mujeres que haya registro en la historia de nuestro país, gracias a haber obligado a los partidos a postular al 50% de sus candidaturas con mujeres y para mujeres”.

A la par de la consolidación de las reformas estructurales, Peña Nieto implementó un agresivo programa de desarrollo de infraestructura que, de acuerdo con información de la Presidencia de la República, tuvo una inversión público-privada a lo largo del sexenio equivalente a más de 7 puntos del PIB.