CNTE, ejidatarios de Atenco y organizaciones en asamblea de UNAM

6

Maestros de la sección 22 de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE), ejidatarios de Atenco que están contra el proyecto del Nuevo Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (NAICM), integrantes del Comité 68, familiares de alumnos de la UNAM asesinados, así como sindicalistas de San Quintín, se encuentran en la asamblea interuniversitaria de la UNAM donde se definirá el pliego petitorio contra los grupos porriles.

“Sección 22, la única no hay dos”, “Estudiar y aprender para el pueblo defender”, fueron las consignas que lanzó la comisión de profesores de la CNTE cuando se presentaron.

La CNTE respalda al movimiento estudiantil contra el porrismo y “abraza” las acciones que se decidan en la asamblea interuniversitaria.

“En este momento abrazamos esta lucha estudiantil, camaradas. Sólo unidos saldremos victoriosos. En la CNTE acordamos acércanos con la comunidad estudiantil, porque sólo el pueblo unido podremos vencer. Este nuevo gobierno no es la solución, porque creemos que sólo unidos venceremos”, dijo uno de los representantes, sin identificarse.

El profesor disidente aseguró que la CNTE lucha en estos momentos por abrogar la Reforma Educativa, así como la reinstalación de los maestros expulsados y “caídos en la lucha como en Nochixtlán y Ayotzinapa. Libertad a los presos políticos”.

El representante de San Quintín, pidió a los estudiantes ahí reunidos que se organizaran para que, junto con los sectores campesinos y obreros, “irnos a la huelga nacional”, y aseguró que los derechos no se negocian, sino que “se arrebatan”.

“Es un día histórico porque después de casi 20 años se revive el movimiento estudiantil. Reciban un saludo de los jornaleros de San Quintín, que somos una alianza que encabezó y paralizó Baja California. Estar en esta lucha social no es fácil, ponernos de acuerdo no es sencillo, pero no impide que nos organicemos. Debemos de luchar de fondo, debemos democratizar la universidad. Los derechos no se negocian se arrebatan”.

Trinidad Ramírez, del Frente de Pueblos en Defensa de la Tierra de Atenco (FPFT), aseguró que los estudiantes “nos dan fuerza cuando los vemos marchar en la calle, cuando un compañero cae y salen en su auxilio. Nuestros hijos, nuestros nietos tienen derecho a la educación y aquí siempre ha habido resistencia 68, 1999 y en este 2018 volvieron a salir con este espíritu de lucha y que aquí se ve”.

En tanto que un integrante del Comité 68 aseguró que “esto ya inició y nadie lo va a parar. Fue el Estado y sigue siendo el Estado por eso el comité 68 firma lo que aquí se acuerde, no vamos a regatear nada. Esta generación es la que tiene la razón. ¡Sólo unidos y organizados, venceremos. La UNAM y Poli y demás universidades unidas, vencerán!”.