Grandes empresas y medios boicotean el importante foro de inversión de Riad

8

El presidente ejecutivo de JP Morgan, Jamie Dimon, canceló los planes de asistir a la conferencia de inversionistas Future Investment Initiative, que debe celebrarse en Riad a finales de este mes, informó la compañía este domingo, citada por Reuters.

La compañía no dio detalles sobre las razones de esta decisión ni comentó si las preocupaciones sobre la desaparición del periodista saudita Jamal Khashoggi en Estambul (Turquía) influyeron en la misma.

La cancelación del viaje de Dimon no es la única que se produce tras la desaparición de Khashoggi. El presidente de la junta directiva de la corporación automotriz Ford, William Ford Jr., también suspendió su viaje a Oriente Medio, que tenía previsto incluir una visita a la conferencia en Arabia Saudita.

También varios medios de comunicación importantes como CNN, The Financial Times, The New York Times, CNBC y Bloomberg se han retirado de la conferencia. La única cadena occidental que aún no ha cancelado el viaje es Fox Business.

Asimismo, la presidenta ejecutiva de Uber Technologies, Dara Khosrowshahi, el director ejecutivo de Viacom, Bob Bakish, y el multimillonario Steve Case, uno de los fundadores de AOL, anunciaron también que no asistirán al evento.

Estos acontecimientos podrían agregar presión a otras firmas estadounidenses como Goldman Sachs Group, Mastercard y Bank of America para reconsiderar sus planes de asistir al importante evento para inversionistas de tres días, apodado ‘Davos en el desierto’.

“Aunque es decepcionante que algunos oradores y socios se hayan retirado, esperamos dar la bienvenida en Riad a miles de oradores, moderadores e invitados de todo el mundo”, dijo la semana pasada un representante de Future Investment Initiative.

El periodista saudita Jamal Khashoggi desapareció el pasado 2 de octubre después de entrar en el Consulado General de Arabia Saudita en Estambul.
Mientras que Riad afirma que Khashoggi salió del edificio poco después, Ankara asegura tener pruebas que confirman que Khashoggi fue asesinado dentro de la propia sede consular.
El periódico turco Sabah reveló que el periodista saudita pudo grabar el instante de su muerte dentro del Consulado General saudita.
El ministro del Interior de Arabia Saudita, Abdulaziz bin Saud bin Naif bin Abdulaziz, condenó las acusaciones “infundadas” sobre las presuntas órdenes de las autoridades del reino de matar a Khashoggi.
El presidente de EE.UU., Donald Trump, amenazó con un “castigo severo” si se demuestra que Khashoggi fue asesinado en el consulado, pero se pronunció en contra de la suspensión de las ventas militares a Riad.