Defiende Macri modelo económico pese a crisis en Argentina

8

El presidente de Argentina, Mauricio Macri, defendió el modelo económico de su gobierno a pesar de la crisis que padece el país y que incluye devaluación, inflación, recesión y aumento de la pobreza.

“Nosotros somos realmente la generación que puso la verdad, la transparencia sobre la mesa, que apuesta sin miedo a una integración inteligente con el mundo, a un trabajo en equipo”, afirmó durante un encuentro con organizaciones agropecuarias.

Agregó que el proyecto a largo plazo es lograr que Argentina tenga un sistema local que permita tener mecanismos de financiamiento para hacer crecer la economía.

“Esta tarea que hemos emprendido de llegar a un equilibrio presupuestario, de empezar una baja permanente y constante de la inflación nos va a traer un sistema financiero que empiece a ayudar y a acompañar a los que pueden crecer y desarrollarse”, dijo.

A pesar de las “tormentas” sufridas los últimos meses, aseguró, “este es el camino, no hay otro, el de la verdad, la transparencia, el trabajo en equipo, el de no más engaños, a poner todo lo que tenemos porque esta vez sí va en serio”.

El mensaje del presidente era esperado porque el sector agropecuario es uno de los más importantes de la economía argentina y Macri les había prometido a los productores la paulatina eliminación de retenciones (impuestos) a la exportación.

En medio de la crisis, sin embargo, Macri impuso hace dos semanas nuevas retenciones a la exportación de granos ante la urgente necesidad de recursos, pero este jueves les aseguró a los productores que este impuesto no será permanente.

“Las retenciones representan un último esfuerzo temporal, van en contra de lo que queremos, que es desarrollar cada economía regional orientada no sólo al mercado interno sino a la exportación”, señaló.

También explicó que Argentina está pasando por “un año difícil” a causa de una sequía histórica y “una serie de tormentas externas y alguna interna, que también han tenido distintas consecuencias, dependiendo del sector”.

Se refirió así, sin mencionarla de manera directa, a la crisis cambiaria, que fue una de las peores en la historia del país sudamericano y que provocó una devaluación del 100 por ciento en los primeros ocho meses del año.

La devaluación, a su vez, elevó los índices de inflación del 15 al 40 por ciento, y redujo la expectativa de crecimiento económico del 3.5 al -2.4 por ciento.

A pesar de que todavía no se vislumbra el fin de la crisis, Macri aseguró que “cada obstáculo, cada problema, cada golpe que recibimos y superamos, nos fortalece y nos ratifica que estamos, que somos, que podemos”.