Aumenta presión por periodista desaparecido

7

El presidente de Turquía, Recep Tayyip Erdogan, incrementó ayer la presión sobre Arabia Saudí por la desaparición del periodista Jamal Khashoggi durante una visita al consulado del reino en Estambul la semana pasada, según reportaron medios locales.

Las autoridades turcas temen que Khashoggi haya sido asesinado por los saudíes tras visitar el consulado el 2 de octubre, pero no han ofrecido pruebas que respalden la tesis.

El reino suní califica las acusaciones de “infundadas”, pero tampoco mostró evidencias que expliquen por qué el periodista no salió de la delegación diplomática y desapareció pese a que su prometida lo esperaba fuera.

“No podemos permanecer en silencio ante este incidente”, dijo Erdogan

Por su parte, El presidente estadounidense, Donald Trump, se mostró ayer reticente a sancionar a Arabia Saudí por la desaparición del periodista y dijo que “no sería aceptable” suspender la venta de armas al reino, cercano aliado de Washington.

Trump pronosticó que habrá “respuestas antes de lo que la gente cree”.

Aseguró que “no sería aceptable” para él bloquear la venta de armas a Arabia Saudí si Washington concluye que Khashoggi murió bajo custodia de Riad, como afirman los amigos y allegados del periodista, que era crítico con este país del golfo Pérsico.