Argentina: Detienen a un periodista acreditado en la Casa Rosada que tenía pedido de captura

5

Un presunto periodista que solía cubrir las actividades del Poder Ejecutivo argentino en su sede gubernamental, conocida como Casa Rosada, fue detenido este viernesluego de que las autoridades notaran que tenía un pedido de captura vigente desde el 2016, informa El Destape.

Según la información trascendida, se trata de un individuo identificado como Juan Manuel Illescas, quien solía realizar tareas periodísticas en el establecimiento ya mencionado y también en el Parlamento local. Sus acreditaciones para ingresar a estos edificios públicos eran solicitadas por la Radio Integral de la ciudad de Macia, una pequeña localidad de 6.300 habitantes ubicada en la provincia de Entre Ríos. Por lo pronto, se cree que el reportero trabajaba para este pequeño medio zonal desde Buenos Aires, la capital argentina.

En efecto, Illescas se introdujo durante dos años en los establecimientos más importantes del país a pesar de ser perseguido por la Justicia local. Así las cosas, se movilizó en las cercanías del presidente, funcionarios de renombre y legisladores del Congreso sin grandes obstáculos, hasta la semana pasada. Vale destacar que los delitos que se le atribuyen al aparente cronista son varios: abigeato –hurto de ganado–, incumplimiento de las normas de comercialización de ganado, incumplimiento de los deberes de funcionario público y falsedad ideológica de documentos públicos, según publicó Clarín.

Quería acreditarse en el G20 y lo descubrieron
Este sospechoso ciudadano solicitó a las autoridades locales que aprobaran su acreditación para trabajar en el foro del G20, que tuvo lugar la semana pasada en el Centro de Exposiciones de aquella ciudad, donde acudieron ministros de Finanzas, presidentes de bancos centrales y hasta la directora del Fondo Monetario Internacional(FMI), Christine Lagarde.

Sin embargo, los organizadores del evento revisaron el perfil de Illescas en el Sistema Federal de Comunicaciones Policiales (SIFCOP) y encontraron que el solicitante tuvo un pedido de captura el 21 de diciembre de 2016 y otro el 7 de mayo del 2017, tramitado por un juzgado de Las Lomitas, una localidad de la provincia de Formosa.

“Aumentar los controles”
Por su parte, el jefe de Gabinete de ese país sudamericano, Marcos Peña, opinó sobre lo sucedido: “Esto refuerza el trabajo que se viene haciendo desde Casa Rosada para, a partir de agosto, implementar un sistema de acceso que esté conectado con la base de datos de seguridad en general del país para aumentar el nivel de protección”. A su vez, expresó que “esto no pone en peligro la seguridad del presidente Mauricio Macri”.

En cuanto a los reporteros que no están implicados en la eventualidad policial, resaltó: “No creemos que esto tenga que afectar la imagen o la percepción del cuerpo de periodistas acreditados en la Casa Rosada”. En esa línea, subrayó “su profesionalismo” y aclaró que el trabajo de la prensa “no tiene absolutamente nada que ver con estas cuestiones delictivas”. Asimismo, instó a “aumentar los controles para proteger el buen nombre de todos”.

¿Quién es Juan Manuel Illescas?
Por lo pronto, lo que se sabe de Illescas no es mucho, pero las versiones que giran sobre su entorno sí. En efecto, como ya se citó anteriormente, el diario Clarín dejó a entrever las supuestas relaciones que el detenido mantendría con servicios de inteligencia locales y servicios de seguridad privada, aunque sin mencionar fuentes o evidencias concretas sobre ello.

Sin embargo, la hipótesis se basa en que el sospechoso tendría un vínculo laboral con la compañía Segurarg SRL, según un informe que habría sido encargado por la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, aunque todavía no se dio a conocer. Asimismo, ese medio asegura que una de las empresas de seguridad relacionadas con Illescas tiene un domicilio radicado frente al Ministerio ya mencionado, aumentando todavía más el desconcierto.

Además, ese diario argentino resalta que el detenido no tenía una relación laboral formal con ningún medio de comunicación, cuya modalidad de contratación se conoce como relación de dependencia. De todos modos, vale decir que en el rubro de prensa las contrataciones informales son frecuentes, y más aún si el medio en cuestión no es de alcance masivo.

En tanto, la información pública y de fácil acceso como las redes sociales, dejan entrever que la actividad periodística de Illescas era cotidiana, o así lo hacía parecer. En ese sentido, sostenía un blog llamado Noticias de Argentina, bajo la consigna: ‘Trato de hacer periodismo independiente’. Allí afirma lo que se difundió en diversos medios locales, es decir, que trabajaba como corresponsal.

Hasta la fecha, la radio implicada en el caso no brindó aclaraciones sobre la situación. De hecho, la última publicación en su cuenta de Twitter se produjo el 17 de julio de este año, cuando se compartió un mensaje del propio Illescas. Curiosamente, no se realizaron nuevas actualizaciones desde entonces, tampoco en su sitio web.