Luján se despide de Ingobernable

26

Para quienes gustaron de la serie Ingobernable, lo primero que notarán durante los primeros minutos de la segunda temporada es la ausencia del primer actor Fernando Luján, quien en los primeros 15 capítulos dio vida a Tomás Urquiza, padre de Emilia (Kate del Castillo).

En esta ocasión Luján es sustituido por el cubano Otto Sirgo, por lo que la pregunta que salta es ¿por qué Luján no está más en esta nueva etapa de la serie de Netflix?

Todo indica que el histrión, quien el pasado 23 de agosto cumplió 80 años de edad se encuentra mal de salud y su deteriorado estado le ha impedido regresar a la historia dirigida por Epigmenio Ibarra.

Algunos de los involucrados en esta serie lo confirman. Los primeros fueron Alberto Guerra y Alicia Jaziz, quienes dan vida a Canek Larios y María Nava Urquiza respectivamente.

Durante una entrevista previa al estreno de la serie ambos actores se mostraron incómodos ante la pregunta de ¿por qué Fernando Luján ya no está en la serie?, aunque al inicio los actores no quisieron responder y se limitaron a un simple “es algo no nos corresponde a nosotros y supongo que cuando la serie salga, ya se hablará de eso”.

Sin embargo, ante la insistencia por saber qué sucede con Luján, los actores añadieron: “Creo que no la está pasando bien y esperamos que esté mejor, es un gran actor”.

Por su parte, Otto Sirgo quien en esta nueva temporada sustituye a Luján, confirmó que la salud de Fernando no es óptima y eso le impide seguir trabajando.

“Tengo entendido que desgraciadamente Fernando no está muy bien de salud y me dijeron que para él iba a ser muy complicado poder seguir en la serie, ya que no está en condiciones de trabajar y esa fue la razón por la que él salió y llegué yo”, añadió Sirgo.

Los últimos trabajos en los que se le vio a Fernando Luján fue en 2017 cuando estrenó Ingobernable en febrero de ese año y también participó en melodrama de Televisión Azteca La hija pródiga.

En cine también se vio en diciembre de 2017 en Cuando los hijos regresan donde se metió en la piel de Manuel un adulto de la tercera edad.

Se gana su lugar con casting

/media/top5/EUMI20180913544551JPG.JPG

En medio siglo de carrera, el actor Otto Sirgo ha participado en más de 50 melodramas, ha hecho alrededor de 30 obras de teatro y una decena de filmes pero aun con una carrera prolífica, el reconocido actor cubano señala que desde que no es exclusivo de Televisa le ha tocado hacer casting, situación que nunca había vivido.

“Estoy empezando a hacer casting, yo nunca lo había hecho, lo hice para Enemigo íntimo y me lo gané, hice casting para una película y no me lo gané, después hice casting con Netflix y me quedé, hice casting para otra serie y no me lo gané, así la vida del actor ahora”, comentó Otto en entrevista. Hoy, el primer actor llega a través de Netflix con la segunda temporada de Ingobernable, en sustitución de Fernando Luján en el personaje de Tomás Urquiza, padre de Emilia (Kate del Castillo).

El actor reconoce que dar vida a este personaje no fue casualidad, fue a base de esfuerzo y castings, ya que aun con su carrera se ha enfrentado a la tarea de tener que hacerlos para buscar nuevos proyectos.

“A mí me llamaron, fui a hacer el casting y me quedé con el personaje. De ninguna manera hacer casting es tocar puertas de nuevo porque tú no vas a buscar los castings, te hablan a ti, vas a un lugar a hacer una escena o dos para ver si tu físico y la manera en la que interpretas se llevan con el personaje y es lo que está buscando la producción, nada más”, detalló.

Aunque Ingobernable es el segundo proyecto que Otto Sirgo hace con Argos, el actor sigue trabajando con Televisa, lugar en el que no hace pruebas para participar en sus proyectos.

“En algunas producciones si te piden casting y en otras no. Por ejemplo en la que acabo de hacer con Televisa no hice casting, al contrario, me esperaron dos semanas en lo que regresaba de Colombia donde hacía Ingobernable para que pudiera unirme a la producción. Nunca he hecho casting en Televisa”, explicó.

A punto de estrenar la serie con Netflix, el primer actor señala que una de las cosas que más disfrutó de trabajar en este proyecto fue reencontrase con Kate del Castillo, a quien no veía desde hacía algunos años.

“Fue un gusto volver a verla y darme cuenta que ahora es una gran actriz, la manera en la que ha crecido actoralmente es de celebrarse, ya que la veo más madura, más preparada y eso siempre da gusto”, añadió.