Los motores se encienden en la Gran Bretaña con Forza Horizon 4

9

Un juego casi perfecto de carreras tipo arcade.

Microsoft prácticamente cierra el 2018 de Xbox con la llegada de un nuevo Forza de su línea Horizon, el cual está más enfocado en el manejo arcade; dejando de lado la simulación de Motorsport 7 del año pasado. No obstante, no por eso es menos gratificante y, hasta cierto punto, más disfrutable que el título de 2017.

Tenemos que decirlo, Forza Horizon 4 raya en lo sublime, esto gracias a un apartado gráfico que es de lo mejor que se ha visto en la actual generación, así como gran variedad que ofrece un mundo abierto y una jugabilidad -arcade- bastante adictiva.

Para comenzar hay que hablar de las estaciones, el buque insignia de la entrega. Y es que buena parte de lo que hacer a Forza lo que es, son las transiciones entre primavera, verano, otoño e invierno.

Cabe señalar que el clima dinámico no es un mero cambio de escenario, sino que cada nuevo tiempo vendrá acompañado de modificaciones incluso en los propios mapas. Por ejemplo, el la época invernal podremos conducir por lagos congelados que en primavera son inaccesibles. Además, estas transiciones no sólo afectarán al paisaje, sino también a la jugabilidad, lo que dota de una mayor inmersión al usuario.

De modo que en el título de Playground Games disfrutaremos de lluvias periódicas en los días primaverales, mientras que en el lapso estival existirán días soleados que lucirán la potencia gráfica de la que hace gala este juego. Pero los detalles no paran ahí; por ejemplo, cuando la lluvia cae veremos gotas adheridas a los mas de 450 vehículos que tendremos a nuestra disposición.

Previo a que pasemos de lleno al Festival deberemos sortear un prólogo que nos ocupará por varias horas, en las cuales conoceremos la dinámica de competencia, así como algunas de las locaciones donde se desarrollará la aventura, todo esto para sincronizar con el servidor global.

Luego de que entremos al servidor, las estaciones cambiarán los días jueves, lo cual hay que tener en cuenta, toda vez que ciertas pruebas sólo estarán disponibles en una estación en particular. Como viene siendo en la franquicia, gracias a la reputación que se gane en dichas competencias, se tendrá la posibilidad de comprar mejoras para nuestro personaje, adquirir nuevos automóviles y aditamentos para los mismos.

Aunado a las clásicas competencias como carreras en asfalto, callejeras, de derrape y velocidad, contaremos con misiones de “historia”. Para darnos una idea de qué van estas pruebas, diremos que la primera consiste en “trabajar” como doble de cine en una frenética escena persiguiendo un helicóptero.

La variedad de competencias hace que el juego gane en durabilidad, sin mencionar que, con las opciones en línea, tendremos un mundo entero para compartir con otros jugadores que también deseen mostrar sus dotes al volante.

Sin lugar a dudas, los muchachos de Playground Games volvieron a poner el listón muy alto en lo que a títulos de carreras se refiere, pues Forza Horizon 4 es sin duda lo mejor que existe en el género, y es que será muy difícil que otra saga pueda refutar los argumentos que se hayan en esta entrega.