Jaime Camil fue la salvación de ‘El Sol’

27

En los primeros capítulos de Luis Miguel: la serie, el cantante le decía a su primer amor, Mariana Yazbek, que con ella él había perdido la virginidad; en el capítulo ocho esto queda como una mentira.

Su padre, Luisito Rey, en realidad se encargó de que “El Sol” tuviera relaciones sexuales por primera vez y no fue con alguna novia del artista, sino con una aparente sexoservidora.

El nuevo episodio de la serie transmitida por Netflix mostró cómo Luisito hacía pasar a sus amantes como institutrices del adolescente “Luismi”, para así llevárselas a las giras que padre e hijo tenían.

Mientras tanto, Marcela, quien sospechaba de las infidelidades de su pareja, aguardaba en casa embarazada de quien más tarde sería su hijo Sergio. En la serie se muestra que al corroborar la infidelidad de Luisito, Marcela va a parar al hospital y su pequeño nace con apenas seis meses de gestación.

Este capítulo también mostró que en 1989, cuando Luis Miguel tenía un problema con Hacienda por no pagar tres años de impuestos, fue el empresario Jaime Camil quien le ayudó a pagar su deuda, prestándole 10 millones de dólares.

Además, ante la aparente noticia de que si Luis Miguel llegaba a México -tras haber dado un show en Las Vegas- podría ser detenido y llevado a la cárcel, como sucedió con el cantante Laureano Brizuela, el joven de 19 años, junto a su hermano Alex, se refugian en la casa que Camil tenía en Aspen, Colorado.

Es en este sitio donde Micky vuelve a ver a su amor de la niñez, Erika (quien años más tarde se convertiría en Issabela Camil), con quien tiene roces al inicio, pero conforme pasa el capítulo, descubre que existe una atracción entre ellos.

Jaime Camil también se percata de esa atracción y le advierte al intérprete de La incondicional que no intente nada con su hija, pues no quiere que la lastime. Se revela que Erika y Luis Miguel tuvieron su primer beso cuando tenían ocho años.