Conocer las plagas y enfermedades que existen ayuda a reducir riesgos

11

 

Conocer las enfermedades y plagas que afectan tanto animales terrestres como acuícolas ayuda a proteger la ganadería y acuacultura mexicanas.

La SADER, a través del SENASICA, estableció un listado con 158 enfermedades y plagas que tanto las Unidades de Producción como  las Autoridades Sanitarias locales deben reportar inmediatamente al Sistema Nacional de Vigilancia Epidemiológica para aplicar oportunamente las medidas necesarias con el fin de controlar brotes y evitar su dispersión.

Estas plagas y enfermedades están divididas en tres grupos:

El primero la conforman plagas y enfermedades exóticas que representan un riesgo tanto a la población animal y acuícola como a la salud pública; estas no se encuentran en el territorio nacional o han sido erradicadas. Entre ellas destacan la Fiebre Porcina Clásica, Encefalopatía Espongiforme Bovina (Vacas Locas) y la infección por el Virus del síndrome de las manchas blancas del camarón.

El segundo se refiere a enfermedades y plagas endémicas del país que tienen efectos significativos en la producción  pecuaria y acuícola, en la salud pública, así como en el comercio internacional. Dentro de este grupo podemos encontrar la Brucelosis, Rabia, enfermedad de Newcastle y la Infección por el Herpesvirus del abulón.

El tercero lo integran las enfermedades y plagas endémicas del país que representan un riesgo menor, desde el punto de vista epidemiológico, a la economía, salud pública y el comercio nacional e internacional. En este grupo están, por ejemplo, la Influenza Porcina, Infección por Ranavirus y el Cólera Aviar.