Celso Piña abre el Festival de la Cantera con su gran música

30

Hoy en el marco del Festival de la Cantera Celso Piña se presenta en la explanada de la Plaza Los Fundadores para agradar con su música a los potosinos que seguramente bailarán al ritmo que se les toque, ¡ey, ey!. Y no es para menos solo Celso Piña es capaz de ambientar a todo público que le aplaude y disfruta con él su música.

La cita es a las ocho de la noche, si usted nunca lo ha visto en vivo y a todo color esta es su oportunidad, prepárese con ropa cómoda, lleve un botellín de agua y permiso para bailar solo o acompañado porque la fiesta se armará en grande. Los únicos que se quedarán con las ganas de bailar serán los funcionarios pues deben guardar compostura, ¡ni modo! En otro baile será cuando ellos también le saquen brillo a la pista.

Celso Piña conoce de Beethoven, de Chopin y con mucho gusto, de Rigo Tovar. Celso Piña, “el rebelde del acordeón” nunca le ha tenido miedo a la música, pero sí respeto.

Fue con el disco “Barrio Bravo” -lanzado en el “nuevo milenio” (2001)- que el músico lograra un reconocimiento en el mercado general, aunque su camino ya lo había trazado más de dos décadas antes en el ir y venir en su colonia, el cerro de la campana en Monterrey, Nuevo León.

Con el acordeón, un instrumento etiquetado como norteño -y él norteño- no se fue por ese camino. Se rebeló desde entonces. Quería tocar cumbias.

“Al fin y al cabo es música”, dijo Piña sobre sus fusiones que se marcaron a partir de “Barrio Bravo”, ese disco que tiene colaboraciones con el entonces grupo Control Machete y Blanquito Man en el tema “Cumbia sobre el río”, con Rubén Albarrán de Café Tacvba en “Aunque no sea conmigo”, y con El Gran Silencio en “Cumbia Poder.

Así es que ya lo sabe si quiere bailar con buena música, la cita es hoy en la plaza Los Fundadores, llegue temprano porque no habrá espacio para todos.