Nápoles se despide de la competencia

7

El Nápoles quedó eliminado de la Champions al caer como visitante 2-1 ante el Feyenoord de Rotterdam, en una noche en la que los italianos necesitaban sumar tres puntos y que el Shakhtar Donetsk cayera ante el Manchester City para seguir vivos en la máxima competición continental.

Los italianos acabaron concediendo en el descuento una primera victoria europea a los holandeses, que se despidieron airosamente de Europa con una remontada ante su público mientras que el Nápoles tendrá que conformarse con una plaza en la Liga Europa.

Los italianos sólo necesitaron un minuto y medio para abrir el marcador, tras un saque de falta de Amadou Diawara que remató de cabeza Raúl Albiol y despejó el guardameta Kenneth Vermeer en primera instancia, antes de que Piotr Zielinski aprovechara el rechace para enviar el esférico al fondo de la red.

Los de Giovanni van Bronckhorst encontraron portería al minuto 33 en una jugada por banda de Steven Berghuis, que centró para que la estrella de los de Rotterdam, Nicolai Jorgensen, rematara de cabeza batiendo a Pepe Reina.

Con empate en el marcador y sin cambios en el descanso, el Feyenoord perdió timidez en la segunda mitad y buscó con mayor desparpajo la portería de los italianos.

Ya en el tiempo de descuento y a saque de córner, los italianos vieron como Jerry St. Juste, defensa que había entrado minutos antes para reemplazar al lesionado Bart Nieuwkoop, remataba de cabeza y a placer desde el borde del área pequeña para otorgar los tres puntos al Feyenoord.